Inspiración: La pornografía Divina | Cuento (Erótico, Fantasía, Surreal, Masticadores Eros)

¡Esto es producto de un interesante ejercicio! ☺

MasticadoresRomantica&Eros Editora: Paula Castillo Monreal

Photo by cottonbro on Pexels.com

Por: Diego Moreno Abril

Zafiros por piel; esmeraldas por bellos ojos, estábamos ambos, húmedos, en pastizales de jade, al aviso de un cielo lapislázuli, saboreando de los divinos placeres que algún día crearon universos enteros, mediante sueños carnales que por temor no hemos dejado de librar.

Así tuvimos milenios o centurias, olvidándonos de un ayer proscrito, de cuando creímos amarnos con nuestras infinitudes; pero en verdad todo fue falso sexo, que evita el recuerdo aquel donde nuestras existencias se traicionaron con la conjura e imaginación de escritores mortales; y ahora ellos mismos escriben sobre nosotros y de nuestro osado y eterno desamor entre dioses.

Ver la entrada original

Deus Ex-Machina | Cuento (Absurdo, Fantasía, Surrealismo)

Samperino encontró la manera en que nadie le volviera a romper el corazón otra vez: Construyó una magnífica máquina del tiempo que, justo cuando se diera el primer flechazo por el pícaro Cupido, usaría el instrumento irreverente a la temporalidad y viajaría al posible momento en que esa persona, cruel y mezquina, le comería sus …

Acantilados de papel por Diego A. Moreno | Cuento (Absurdo, Surrealismo, Masticadores México)

Acantilados de papel, para los que nos hace falta teoría y algo de práctica. Este cuentito originalmente se titulaba "Alquimia VS Química", del cual surgió con otro sentido, o mejor dicho, de un «sinsentido», que ahora en la reescritura le medí los ganchos y lo dejé colgando desde un hilo que pende entre la cordura …

Cuerpos silenciosos | Cuento (Fantasía, Surreal, Terror)

Hoy Brando quiso comer el Pan de las Almas. Para esto, en un día nublado, frío, fue al cementerio del pueblo de sus padres. Nadie corpóreo parecía habitar aquel lugar, pero sí voces, bocas invisibles que cuentan historias y deseos reprimidos. Brando en su imaginación reconoció colores y figuras; alguna de ellas, su madre. Ya …