Apnea fálica – Kevin Ramírez | Masticadores (Masticadores Eros)

MasticadoresEros

Fotografía fondo marino de: Konan Paradise – San Andrés Islas, Colombia.

Me tienes sudando

goteando encima de tu pecho mientras estás dentro.

!Oh chico malo¡

Tus tatuajes y tus manos ásperas como lija, que a mis ganas son más suaves que los pétalos de una flor

mucho más excitantes que un buen de rock ‘n’ roll.

Ahórcame porque yo lo digo

azótame porque yo te lo pido.

Siente cómo me pierdo entre tus bruscos movimientos.

Soy una alimaña de perversión traviesa

soy quien te hace perder la cabeza.

dilata, rompe, construye

soy tu fantasiosa poesía hecha realidad.

Quiero ser tu guitarra: afíname, entóname, tócame como si esta fuese la última vez que sueno…

!Oh chico malo¡

baja lentamente, llega a mi flor, como un picaflor, entra en mi…

Estoy en las nubes…

Ver la entrada original

Capricho – Kevin Ramírez | Masticadores (Masticadores Eros)

MasticadoresEros

Fotografía tomada de: Pinterest.

Mi chica está sentada cerca de la alberca luciendo su piel aterciopelada y bronceada, brillando como una estrella; deslumbrante naturaleza. Mis sentidos se paralizan al ver su anatomía desnuda y mojada, sus labios rojos carmín destilando sensualidad, sus pechos denotan lujuria. En mi mente retumba el motor de mi corazón  que se acelera a mil por minuto cuando ella se acerca para una dosis de amor. No sé si las mariposas que siento en mi estomago ella las sienta, pero lo que sí ­ sé, es que ambos queremos morder del mismo fruto…

Ver la entrada original

Ardiendo – Kevin Ramírez | Masticadores, Poema (Masticadores Eros)

MasticadoresEros

Photo by Kelly Lacy on Pexels.com

Dejé caer tu mano tibia sobre el punto más alto de mi excitación

Dejé que tu boca lujuriosa me llevara de ida y vuelta al sol

Dejé que tus palabras calenturientas humedecieran mi perversión 

Dejé que tu lengua se atascara en mi garganta

Dejé que tu desnudez provocara aquella flama y la tan anhelada fricción.

¡oh! ¡oh! ¡oh!…

Y quemamos la habitación…

Todo se volvió pasión a nuestro alrededor, todo vestido de rojo, todo ardió

Nuestros gemidos igual que en una obscena canción de reggaetón

Nuestros cuerpos se enredaron, formaron una sola masa, la perfecta unión

Nuestras pupilas dilatadas, respiraciones agitadas como el sonido del motor de un recién estrenado tractor.

¡Oh! ¡Oh! ¡Oh! 

Valientes y bañados en sudor

Enardecidos fuimos amor, fuimos verano, fuimos lo que el deseo sexual permitió. 

Ver la entrada original

Kevin Ramírez – Fantasma | Masticadores (Masticadores Eros)

MasticadoresEros

Fotografía tomada de Pinterest.

Mis sábanas saben

que entre ellas me enredo,

entre ellas me pierdo,

entre ellas me complazco,

entre ellas soy fuego.

Y tú,

el fantasma del amor

que viene y entra

por mi ventana

arrebatándome las ganas, 

confundiendo a mi cuerpo,

a mi corazón

y a mis deseos.

Solo dime si me amas

o deja que mis manos lo hagan,

no quiero seguir

esperando a un ser

que sólo aparece

en las madrugadas,

y se va por las mañanas.

https://karc.home.blog/

Ver la entrada original

Kevin Ramírez – Ecuador | Masticadores (Masticadores Eros)

MasticadoresEros

Kevin Ramírez-Ecuador.

Estoy solo, escribiendo en las viejas páginas de mi diario mientras mis lágrimas se escapan para hacer correr la tinta con la que he plasmado frases de amor que no tienen destinatario”. Este fragmento es de Kevin, un joven escritor ecuatoriano de 22 años que describe con pasión descarnada el sentimiento. Sus poemas sangran, calan hondo, son melancólicos y te dejan pensando.

La primera vez que hablamos de poesía erótica pude sentir cómo se sonrojaba, aún estando a tantos kilómetros de distancia esa sensación que te eriza la piel no se podía esquivar. Sabemos que tiene lo que se necesita para enamorar a quien le lee, y Masticadores quiere eso: enamorar y descubrir a nuevos talentos, creando una red de amigos dispersos por el mundo que se abracen a través del arte de escribir. Con su característica manera de decir las cosas esto nos cuenta: “Empecé…

Ver la entrada original 232 palabras más